Respuestas tardías por redes sociales generan ansiedad

Respuestas tardías por redes sociales generan ansiedad

Ya sea por Facebook, Instagram, Twitter u otras redes sociales, las respuestas tardías siempre aparecen, pues la mayoría de la gente no tiene el tiempo suficiente para responder de inmediato. Sin embargo, esto ha ocasionado daños a la salud.

Cuando alguien publica o escribe un mensaje usando la tecnología, espera una respuesta pronto, cuando no la obtiene, en el tiempo que cree es suficiente, el usuario se estresa generando en su vida ansiedad.

Desde el inicio de los teléfonos inteligentes, las expectativas han aumentado de manera espectacular. En el 2008, cuando Facebook lanzó el chat, toda la gente se  sentía satisfecha de que alguien respondiera los mensajes sin importar el tiempo que se tardaran para ello, ya que se veía como un “correo electrónico”, donde no existía la inmediatez.

Cuando la tecnología mejoró, la gente comenzó a textear de ida y vuelta, por lo que la ansiedad fue en aumento debido a la adicción que esto generaba y a los desesperantes puntos suspensivos que aparecen cuando alguien está escribiendo una respuesta sin que llegue de inmediato.

Esa necesidad de una respuesta instantánea se suma a la presión para responder tan pronto como sea físicamente posible, a menudo antes de que se formule una respuesta, ya se está escribiendo.

Los expertos han advertido que esto ocasionaría daños en la salud de los usuarios debido a la ansiedad constante que siente al no recibir respuestas inmediatas.

Especialistas recomiendan alejarse un poco del celular, cerrar aplicaciones y tratar de no pensar mucho en las notificaciones.